logo_blanco

Crónicas

Esther Paniagua FernándezWinnie Idjabe MakudeSilvia Espinosa
Expedicionaria MRS 2011 – Crónica 10.09.2011

¿Cómo describir al final de algo que acaba de comenzar?

Tan solo nos quedan unas horas, unos cuantos minutos para llegar al final de la experiencia, de este sueño hecho realidad.

En el avión, camino de vuelta, miro a todos mis compañeros, esas personas con las que he compartido estos maravillosos 17 días, unos días llenos de ilusión, de alegría, de esperanza…

El cambio personal de cada uno se aprecia en nuestras miradas, miradas que antes no decían nada y ahora dicen todo: no solo apreciamos más lo que tenemos, es que apreciamos cosas que antes nos parecían insignificantes.

No sé, creo que no hay palabras suficientes para describir lo que es Madrid Rumbo al Sur, lo que me ha dado Senegal no me lo va a dar nada ni nadie nunca y ahora me acuerdo de todas esas miradas, de esas miradas de aquellos niños que nada más verte cogen tu mano y sonríen, sin conocerte te ofrecen toda su confianza y es en momentos así cuando te das cuenta de que tú has aprendido mucho más de ellos que ellos de ti.

Una vez, en una aldea, con una niña cogida de mi mano pensé una frase, una frase con la que he seguido todo el viaje “Tú me puedes enseñar más de lo que te puedo dar…” y es así África me ha dado algo especial en mi vida, un trocito de mi corazón le pertenece y allí estará para siempre porque Senegal es un país que te enamora con todos sus bailes, su cultura, sus ritmos, su gente…

¿Qué es lo mejor de este viaje? No sabría decirlo, porque afortunadamente solo me llevo cosas buenas y recuerdos buenos de esta aventura, con momentos buenos y no tan buenos, pero creo que es de los errores y de los momentos duros de los que más se aprende.

¿Mis compañeros? No son compañeros, son mucho más que eso, han sido y son mi familia. Sé que me llevo muy buenos amigos a casa y todo es gracias a ellos.

Pero todo gran viaje llega a su fin y a este le queda poquito tiempo, pero estoy segura que esto ha sido el comienzo de un gran camino futuro por aprender al que tengo que decir: ¡GRACIAS!

Expedicionaria MRS 2011 – Crónica 10.09.2011

Ojalá se invente una palabra que englobe esa mezcla de sentimientos que sentí al bajar del avión cuando llegué a Dakar y notar tan singular humedad, nervios, confusión, intriga, oscuridad…FELICIDAD!

Es increíble como poco a poco me fui enamorando de este País. Sin embargo no fue Dakar lo que terminó de llenarme, ni el mercado, ni esos maravillosos Salesianos…Son las personas de los poblados, esas que te dan la mano y te entiendes con ellos pese a no hablar el mismo idioma… Y luego agradecen tu compañía… ¡Si en realidad son ellas las que enseñan!  No fingen esa alegría, están contentos de verdad, ricos en conocimientos, risas y sueños. Inconformistas, no pierden su sonrisa, sostienen sus creencias y se enorgullecen  de sus costumbres. Viven en una pobreza bonita. Porque en Dakar las señoras sin recursos piden ayuda con sus perdidos ojos grises. Sin embargo, en lugares como el país Bassari, la población tiene una mirada brillante. Te hace sentir bien, y eso en un lugar desconocido se agradece. Son tantísima las cosas que contar a cerca de esta experiencia, la maravillosa Isla de Goreé, el rechazo a la raza desconocida, los brillantes proyectos subvencionados por la comunidad de Madrid…Por eso es mejor vivirlo, buscar una oportunidad similar y aprender cada segundo al máximo. No importa si toca bañarse con agua de lluvia, al fin y al cabo fue maravilloso. Da igual si hay que cenar ración militar, no deja de ser comida. No hace falta saber lo que se hará mañana, hay que fiarse del magnífico equipo, ya lo decía Machado, “Caminante no hay camino, se hace camino al andar…”

Expedicionaria MRS 2011 – Crónica 10.09.2011

Ya vemos las luces de la ciudad de Madrid desde las ventanillas del avión, está a punto de amanecer.

El sueño ha convertido lo que quería fuera una crónica en condiciones, en un texto rápido de última hora.Todos estamos contentos por llegar a casa y ver a nuestra gente otra vez y queremos que estos días en Senegal formen parte de ellos, pero también estamos tristes por volver y dejar ese país africano.

Será imposible olvidar lo que hemos vivido allí, los  paisajes, las  mosquiteras, la gente, los momentos de contar los grupos, las raciones militares, los olores, las camisetas de MRS, los poblados, nuestras mochilas apiladas… Aún no lo hemos asimilado todo, son muchas cosas en muy poco tiempo y lo sentimos como algo mas, un viaje fuera de lo normal, probablemente haya sido el viaje de nuestras vidas, dicen que al volver cambiamos, que tenemos algo diferente. Eso tiene que ser verdad, no todo el mundo puede decir que ha participado en la VI edición de MRS, en Senegal.

Me llevo a casa un montón de amigos, me he propuesto que mis hermanos pequeños puedan conseguir participar en futuras ediciones, convenciéndolas mediante las batallitas que les contaré de Senegal de ahora en adelante. Todos nos prometemos volver a vernos en Madrid, y aunque somos muchos, se que lo conseguiremos. ¡MUCHISIMAS GRACIAS¡

comparte

Facebook
Twitter
LinkedIn

patrocinador principal

patrocinadores

LOGOTIPOS QUALITAS ENERGY_V2-11 (2)

colaboradores

NOTICIAS RELACIONADAS